miércoles, 10 de febrero de 2010

NEIL YOUNG ¿QUIÉN ES ESTE TÍO?

Ok, a partir de hoy hablaremos de Neil Young mientras esperamos a que esa obra maestra llamada “Harvest” cumpla años, uno menos que yo, para ser exacto. En mi caso concreto no se puede decir que mi afición al tio Neil fuera muy temprana, pero sí que desde que lo descubrí le he sido muy fiel.

Mis primeras noticias sobre él vinieron, como casi siempre por esos mis primeros años de amante del
rock’n’roll, de la mano de mi primo Carlos, cuyo nombre ya se está gastando de tanto que ha salido en este blog. La verdad es que Carlos no tenía ningún disco de nuestro canadiense favorito, pero sí me lo había nombrado unas cuantas veces a lo largo de nuestras conversaciones musicales. Supongo que estamos hablando de los años 79, 80, 81… Tampoco lo tengo muy claro.

Sin embargo, mi descubrimiento real de Neil Young se produjo ya bastante entrados los años 80, gracias a un concierto en la televisión. No recuerdo el año, pero era cuando sólo había primera y segunda cadena (por cierto, me parece alucinante que antes se pudieran ver esos conciertazos, porque lo que es ahora…) Bueno, ese concierto era la película
“Rust Never Sleeps”, aunque yo en ese entonces no tenía ni pajolera idea de eso, sólo recuerdo que me llamaron la atención dos cosas, aparte de la salvaje y melódica música del canadiense: que el tío vestía todo de blanco (no se porqué, pero esto me chocó) y que salían unos tíos encapuchados con ojitos brillantes que me recordaban un montón a los personajitos esos de “La Guerra de la Galaxias” (y, para ser franco, creo que eso influyó para que el concierto me gustara aun más). En fin, que cuando llevaba ya un rato viendo el concierto, alucinado y anonadado con lo bueno que era ese tío, me vinieron a la cabeza las recomendaciones de mi primo unos cuantos años antes, y me di cuenta de que se había quedado muy, pero que muy corto, al decirme lo bueno que era ese tal Neil Young.
Y ahora,
“Rust Never Sleeps”:




6 comentarios:

Joserra Rodrigo dijo...

Bravo Lou, esto ¿me dejas enlazarlo desde mi blog y así comienza la ambientación?
Un abrazo

Lou Rambler dijo...

Por supuesto que sí.
Un abrazo

johnphillips1981 dijo...

Que forma más buena de comenzar en el mundo de este genial canadiense. Qué siga la celebración!

ROCKLAND dijo...

Muy buen relato de cómo descubriste a Young. Lo mío fue por referecnias del Popu a finales de los 80 con el "Ragged glory" y despué su acústico "Harvest moon".

Oye, te enlazo que siempre se me olvida.

Saludos.

Aitor Fuckin' Perry dijo...

Eso es un primo y no el de Zumosol. Ahora me pongo los videos. Tengo la tarde tontorrona, acabo de hacerme otro post de Deep Purple y estaba aburrido y gracias a ti no voy a ponerme a estudiar. Si suspendo, puedes sentirte culpable jaj

Mi historia con el señor Neil Young empieza cuando era un enano, mis padres me compraron el 'Mirrorball' y me gustaba mucho. Luego pasaron los años y una tarde como esta me lo puse y al poco tiempo me hice con 'Ragged Glory' y un recopilatorio. Y de eso hace lo menos un par de años. Me encantan esos discos pero siempre me da pereza meterme en su obra, pero es que es inmensa. Disfruto con Neil Young y le admiro pero soy un zoquete en cuanto a su obra man.

Lou Rambler dijo...

Johnphillips: ¡Y que lo digas! Aunque con gente así cualquier forma de comenzar al final es buena ¿no? Un abrazo.

Rockland: los dos discos que mencionas son también de los primeros que compré del canadiense y han significado mucho para mi. De hecho iba a comentarlos en estos días. ¡Gracias!

Aitor: Eso de Deep Purple promete, ahora iré a verlo. En cuanto a Neil es cierto que su obra es inmensa, hay que tomárselo con mucha calma. Yo desde que lo descubrí iba adquiriendo sus nuevos trabajos, pero para lo más antiguo ya no tenía tiempo, y de hecho no hace muchos años que los he comenzado a comprar, y voy muy poco a poco, y tratando de seleccionar, no aspiro a tenerlo todo y menos con alguien tan prolífico.
Por cierto, es la una de la madrugada, ¡espero que estés estudiando!! jaja
Un saludo