martes, 29 de noviembre de 2016

MUSAS DE LA OSCURIDAD



Aprovechando que en la anterior entrada dedicada al Top 20 del año hablaba de la oscuridad de las últimas propuestas, quiero dedicar esta entrada a dos artistas cuya "oscura" presencia, de un modo u otro, se deja sentir en varios de los discos que integran esa lista. Son propuestas que, partiendo de una base folk, se sumergen en una oscuridad gótica dotando a la música de un aura fantasmagórica, onírica, de ensueño o de pesadilla, en la que las voces -fascinantes y atractivas- juegan un papel fundamental. Estoy hablando de dos mujeres cuya música se apodera de ti y te permite soñar despierto y sumergirte en la oscuridad a cualquier hora del día. Ambas poseen el atractivo y la belleza de las cosas que percibimos envueltas de misterio,  de oscuridad... y su influencia (de una, otra o ambas a la vez) se deja sentir este año en trabajos como los de Darkher, Big Thief, Emma Ruth Rundle, Angel Olsen, Fvunerals, Lisa Hannigan o True Widow). Estoy hablando de Chesea Wolfe y Marissa Nadler, las verdaderas musas de la oscuridad.



MARISSA NADLER



Marissa Nadler lleva ya siete discos a sus espaldas, el último de ellos, "Strangers", publicado este mismo año (si bien no saldrá en el Top 20, seguro que lo haría en un Top 30). Hablar de Marissa Nadler es hablar de una voz angelical, sedosa, envolvente e irresistible -uno se imagina al escucharla los viejos relatos de marineros que hablaban de los cantos de las sirenas que los llevaban a la perdición- y es que es una de esas voces que un hombre podría seguir hasta el mismísimo infierno. Esa voz y los inconfundibles arpegios de guitarra de los que se suele acompañar, es lo más característico de su música de raíz marcadamente country/folk con derivaciones hacia el goth, indie rock, ambient y dream pop (sendas que se han acentuado en sus dos últimos trabajos), y siempre rodeada de atmósferas oscuras, melancólicas y llenas de misterio de las que resulta imposible sustraerse. Como ilustración a mis palabras os dejo dos vídeos de Marissa, pero si no tenéis mucho tiempo, os recomiendo que no os perdáis el segundo: convertirá mis palabras en algo completamente torpe.



                         





CHELSEA WOLFE




Hablar de Chelsea Wolfe es meterse de lleno en un mundo de pesadilla o de insomnio atormentado, de hipnosis o de sueño consciente... La voz de Chelsea no es angelical, sino fantasmagórica, herida y sinuosa... pero su efecto es igualmente embriagador. A lo largo de sus cuatro discos (el último, "Abyss" de 2015, fue en este espacio debidamente reseñado) su sonido ha partido de una base asentada sobre la música folk y el gothic rock para ir abriéndose hacia la electronica, el dark ambient, el neofolk y el drone doom metal, creando un universo totalmente propio y reconocible, en el que la agresividad, la distorsión, los ambientes fantasmagóricos y las reminiscencias folk se conjugan con una voz a cuyo embrujo resulta muy difícil resistirse. También aquí os dejo con dos muestras, y como antes, si no hay mucho tiempo, recomiendo empezar por la segunda.



                          



Canciones:
"Was It  dream" - Marissa Nadler (July, 2014)
"Dissolve" - Marissa Nadler (Strangers, 2016)
"After The Fall" - Chelsea Wolfe (Abyss, 2015)
"Iron Moon" - Chelsea Wolfe (Abyss, 2015)

miércoles, 23 de noviembre de 2016

TOP 20 + 1 DE 2016 (ENTRADA ÚNICA EN PERMANENTE PROGRESO) - LA LISTA MÁS OSCURA



1. Nick Cave & The Bad Seeds - Eskeleton Tree
2. Darkher - Realms
3. Dinosaur Jr. - Give A Glimpse Of What Yer Not
4. Hope Sandoval & The Warm Inventions - Until The Hunter
5. Lucinda Williams - The Ghosts Of Highway 20
6. The I Don't Cares - Wild Stab
7. Emma Ruth Rundle - Market For Death
8. Car Seat Headrest - Teens Of Denial
9. Suede - Night Thoughts
10. Nothing - Tired Of Tomorrow
11. Fvnerals - Wounds
12. Bob Mould - Patch The Sky
13. Savages - Adore Life
14. The Radio Dept. - Runnig Out Of Love
15. Case/Lang/Veirs - case/lang/veirs
16. Big Thief - Masterpiece
17. Kula Shaker - K 2.0
18. True Widow - Avvolgere
19. Angel Olsen - My Woman
20. Nada Surf - You Know Who You Are


(+1).David Bowie - Blackstar


*Han pasado por esta lista o podrían haberlo hecho si hubiera más sitio: Ray LaMontagne (Ouroboros); Drive-By Truckers (American Band); Thalia Zedek Band (Eve); Lydia Loveless (Real); Richmond Fontaine (You Can't Go Back If There's Nothing To Go Back To)Wray (Hypatia); Steve Gunn (Eyes Of The Lines)Jagwar Ma (Every Now & Then); Iggy Pop (Post Pop Depression); PJ Harvey (The Hope Six Demolition Project); Lisa Hannigan (At Swimm); Michael Kiwanuka (Love & Hate); Teenage Fanclub (Here); Ed Harcourt (Furnaces); The 69 Eyes (Universal Monsters); Zun (Burial Sunrise); The Cult (Hidden City); Modern Baseball (Holy Ghost)Band Of Horses (Why Are You OK); Esperanza Spalding (Emily's D+Evolution); M. Ward (More Rain); Marissa Nadler (Strangers); Violent Femmes (We Can Do Anything).

*Lista de metal aquí.


Todavía no sé si esta será la última actualización de la lista pero es muy posible. Lo que está claro es que con las últimas incorporaciones, sumadas a lo que ya había, la lista se está poniendo de lo más oscura, es más, fijándome en todos los nombres, salvo dos o tres excepciones, me doy cuenta de que el tono en el que se mueven todos los discos que la forman va del gris al negro profundo. Y es que... qué le vamos a hacer si últimamente me atrapa la oscuridad... Tomemos el caso de Darkher y su maravilla titulada "Realms"... realmente es un trabajo en el que la elegante, cautivadora y evocadora voz de Jayn H. Wissemberg (en ciertos momentos me ha recordado a la de Jesse Sykes) y las tenues capas de guitarras reverberadas y distorsionadas sobre las que lentamente se construyen sus canciones de base folk, nos sumergen en un reino de oscuridad fantasmagórica, atmósferas llenas de drone y levísimas reminiscencias de black atmosférico; así que sí, es un trabajo oscuro, pero también hermoso, impactante y cautivador a la primera escucha. Por ello va directo al segundo puesto, sólo por debajo del "Eskeleton Tree" de Nick Cave. Pero no nos quedamos ahí, porque "Wounds" de Fvnerals, incrementando el drone, deslizándose por la senda del darkwave y ralentizando el ritmo aproximándose casi al funreral doom, nos sumerge, de la mano también de una voz de fragilidad fantasmagórica y casi igual de cautivadora, en un negro luto aún más profundo. Estamos hablando de discos que literalmente te sumergen y atrapan en la oscuridad de sus atmósferas... una oscuridad, por cierto, no exenta de sensualidad. Escucha si no a Emma Ruth Rundle en su segundo trabajo en solitario al margen de su banda Marriages y dime si no te dan ganas de estrujarla y fundirte con ella en el negro de "Marked For Death". El título lo dice todo... no salimos de la oscuridad y las coordenadas siguen siendo el folk, el drone, el ambient... en este caso acompañados de repentinos y gozosos estallidos de intensidad eléctrica ("Protection" -una de las canciones del año- es el ejemplo perfecto) y nuevamente con una voz sensual y cautivadora como la culpable de que no queramos volver a ver la luz... Pero si la voz (y la presencia) de Emma Ruth Rundle dejan huella... qué puedo decir de lo que viene a continuación: ni más ni menos que la novia que todo hombre ha querido tener alguna vez y la voz más sensual que se ha escuchado sobre este planeta: Hope Sandoval, la maravillosa, arrullable y comestible Hope, acompañada por sus Warm Inventions. Aquí rebajamos el tono de oscuridad, pero no salimos de la penumbra que aporta el siempre tenue y elegante shoegaze acompañado de electrónica en la inicial "Into The Trees" y sobre todo la voz llena de magia y sensualidad de nuestra adorable Hope, cuyas caricias se deslizan por unas canciones de folk/pop reposado y placentero de guitarras cristalinas que son pura delicia y que te dejan en un estado de saudade del que no quieres salir. "Until de Hunter" es un disco casi perfecto, quizá el mejor que nuestra musa ha grabado con The Warm Inventions, y si digo casi es porque las dos bonus tracks de la rough edition ("The Spider" y "She's In The Wall") son demasiado buenas para haberse quedado fuera del disco en beneficio de alguna que quizá no lo es tanto... Hay una colaboración de Kurt Vile cantando a dúo con Hope en el tema "Let Me Get There", pero es tan bueno todo el disco que esto resulta casi anecdótico.

También he escuchado "Real" de Lydia Loveless, y aunque su voz sigue provocando adicción, las canciones no resisten ni mínimamente la comparación con el brillantísimo "Somewhere Elese" que nos regaló en 2014. Algo parecido al caso de Steve Gunn.

Nada, hoy me despido con música de las cuatro entradas en lista, para que no se diga... Bienvenidos a la nueva oscuridad...

         
Sargent House                                                   The Native Sound


         
ProphecyBC                                                    Hope Sandoval


21/10/2016 - The Radio Dept.

Tres novedades en la lista y una de ellas me está atrapando de mala manera. Se trata de los veteranos y poco prolíficos suecos The Radio Dept., que con su dream pop de letras combativas me han sorprendido, enganchado e incluso emocionado por la manera en que sus canciones de sonido hedonista y bailable al estilo New Order se apoderan de mí... no lo puedo remediar, empiezan a sonar y me pongo a bailar... un metalero como yo. Pero es que estamos ante una colección impecable de canciones. Tengo una disculpa (y si encima le añadimos lo último de Jagwar Ma... estamos perdidos). Después están Drive-By Truckers, que también me han sorprendido porque no esperaba nada de ellos, pero su disco "American Band" con unas canciones que hacen honor a su nombre, es muy sólido y también me ha convencido. Y True Widow, en su segundo album, se reafirman en el sonido que ya me atrapó en 2013, a saber: shoegaze distorsionado, casi drone, teñido de oscuridad post punk, con riffs de influencia stoner y alternancia de voces masculina y femenina con un tono (especialmente esta última) cercano al dream pop. Y monotonía, mucha monotonía, machacona monotonía, aparente monotonía... bendita monotonía tras algunas escuchas.

Pero lo que de verdad me tiene con un terrible sentimiento de culpabilidad que no sé si seré capaz de soportar, es haber sacado a Iggy Pop de la lista. Es algo que me jode mucho. De verdad... Pero es que también hay algo, un no sé qué, que me impide quitar de en medio a Nada Surf y a Richmond Fontaine... No sé qué voy a hacer de aquí a final de año. Por favor, que termine ya.

El disco de Steve Gunn es bueno, pero para mi gusto lejos del nivelazo del "Way Out Weather" de hace dos años.

Nick Cave me sigue desgarrando cada vez que lo escucho.

The Radio Dept. - Running Out Of Love (2016, Labrador Records)





24/09/2016 - Muchos nombres nuevos... Y Nick Cave


Teenage Fanclub, Ed Harcourt, Angel Olsen, Thalia Zedek Band, Lisa Hannigan, Michael Kiwanuka, Nick Cave estos son los nombres que han estado sonando por aquí las últimas semanas para empezar a configurar (al fin) un Top 20 realmente complicado. Algunos han entrado, otros no lo han hecho por muy poco... pero lo que está claro es que el nivel general del año está subiendo enteros (no nos engañemos, hasta ahora no era como para tirar cohetes). Me centraré en los que han entrado:

Thalia Zedek Band (Eve): Todo un descubrimiento para servidor y eso que lleva ya varios discos a sus espaldas. "Eve" es un disco de folk rock sobrio y de corte intimista, acompañamiento de violín y piano para una voz llena de calidez y unas guitarras que dan el necesario toque roquero. Mención especial para dos temazos como "Afloat" y "360º", que me recuerdan un poco al añorado Jason Molina de Songs:Ohia ("Magnolia Electric Co.") y otras joyitas como "By The Hand" y "All I Need".

Angel Olsen (My Woman): La voz de Angel Olsen suena poderosa y frágil a un tiempo y atrapa desde la primera nota. Canciones de corte indie/folk/pop en las que la electricidad sin embargo tiene también su buena cuota de protagonismo. Nombres como Sharon Van Etten, Big Thief (presentes en la lista) o Courtney Barnett podrían servir como referencia sonora.

Nick Cave & The Bad Seeds (Skeleton Tree): Poco que decir sobre el intenso discazo de Nick Cave. Es tan bueno que duele. Mejor disco del año.

Y como ya comenté al principio, los de Teenage FanclubEd HarcourtLisa Hannigan y Michael Kiwanuka También son discazos muy a tener en cuenta. El de Wilco, en cambio, no.

Os dejo con Thalia Zedek Band:


Thrill Jockey Records


11/08/2016 - ¡Dinosaur Jr.!

Pues sí, he decidido dejar a Bowie al margen de la lista. Debo reconocer que no me daba la gana poner a nadie por encima de él... Pero tampoco me parece muy justo para él ni para los demás. Como ya he dicho en los comentarios, creo que "Blackstar" es un discazo y una soberbia y putoámica manera de despedirse por parte que un genio que demostró que lo fue hasta el último día. Creo que canciones como "Blackstar" y "Lazarus" pueden situarse sin sonrojo junto a las mejores de su carrera y que el resto de canciones del disco también son muy solidas y sobre todo demuestran el eterno inconformismo que hizo grande a Bowie. Nuestro Bowie está en otra liga, al margen de todos los que puedan figurar en esta lista, y su "Blackstar" siempre será el disco más grande de 2016.

Pero ahora debemos hablar de la liga de los mortales, donde unos dinosaurios se acaban de asentar en lo más alto.

"Give A Glimpse Of What Yer Not" es el nuevo discazo con el que Dinosaur Jr. han tenido a bien obsequiarnos este año, y uno ya se está mal acostumbrando, y es que desde que Barlow y Mascis hicieron las paces, hace ya más de una década, y reunieron a la banda original parecen infalibles... No sé yo si este trabajo llega a superar al excelente "I Bet On Sky", pero temazos guitarreros y melódicos como "Tiny", "I Told Every One", "Good To Know", "I Walk For Miles"; la joya pop cortesía de Barlow, "Love Is..."; delicias como "Lost All Day" y gozosas baladas power pop como"Be A Part", sitúan a este disco como el indiscutible número uno de mis favoritos del año.

Y junto con el hasta el momento mejor disco del año para quien esto escribe, tenemos también sin duda a algunas serias candidatas a mejor canción del año de la mano de Big Thief. Vale, llamar "Masterpiece" a tu disco de debut puede sonar atrevido o presuntuoso, y aunque evidentemente no estemos ante lo que dice el título, afortunadamente para la banda canciones como la homónima "Masterpiece", la excelente "Real Love" -un verdadero temazo-, o la delicada "Paul", la vitamínica y guitarrera "Animals" y, muy especialmente, la deslumbrante y maravillosa "Parallels", dejan a Big Thief a salvo de cualquier broma... Ecos de Sharon Van Etten por el lado más sosegado (incluso a la última Marissa Nadler en el caso de "Paul" y alguna otra) y a la primera PJ Harvey cuando se ponen algo más cañeros.

Y para terminar... una pequeña decepción. Las referencias leídas acerca de Dropkick eran esperanzadoras, que si Teenage Fanclub, que si Jayhawks... pero por mucho que cierto sonido pueda resultar atractivo -y ciertamente este es el caso-, cuando no hay canciones poco o nada se puede hacer. Y temo que este es también el caso... Lo que quiero decir es que me ha parecido un disco tan bonito estilísticamente como aburrido en el fondo, dejémoslo ahí. Y hablando de ciertos escoceses, hoy he empezado a escuchar "Here" de Teenage Fanclub... esto sí suena de vicio y tiene CANCIONES.

Me despido con Big Thief: "Parallels", enorme CANCIÓN.


Saddle Creek

10/07/2016 - Case/Lang/Veirs (o Neko, KD & Laura forman una superbanda). Richmond Fontaine y Modern Baseball entran, los Horses no

Bueno, bueno, con todas las incorporaciones de los últimos tiempos voy a tener que empezar a plantearme si en vez de un Top 20 no hubiera sido mejor un Top 30, pero en fin... es lo que hay. Esta vez la cosa va de discos bonitos. Tenemos tres entradas reales en lista y una potencial que quedó fuera por los pelos. Ahí van:

Case/Lang/Veirs afortunadamente no suenan a supergrupo sino a banda llena de química y complicidad que, alternando y combinando tres deliciosas voces, hace un recorrido exquisito por los terrenos del alt. country, el folk, el rock y el pop que tan bien practican sus componentes por separado. En este caso la suma de los factores sí hace honor al talento de cada uno de ellos... o ellas. Delicioso de principio a fin y señor discazo. Por su parte, el disco de Richmond Fontaine es también una pequeña gozada, como suele serlo cualquier disco de americana hecho con un mínimo de cariño y de solvencia. Voz quebrada, guitarras limpias, tono melancólico y buenas historias... No se puede pedir mucho más... ni falta que nos hace. Algo parecido, aunque en diferente estilo, me sucede como Modern Baseball: a un disco de emo punk/power pop lo único que le puedo exigir a estas alturas es que las canciones sean buenas, aunque se trate de sonidos mil veces escuchados, y "Holy Ghost" lo cumple sin problemas. Y de paso abandonan la urgencia adolescente para instalarse en una madurez nostálgica que les sienta muy bien.


Band Of Horses se quedaron fuera. La verdad es que para mí nunca han vuelto a llegar al nivel de sus dos primeros discos, pero bueno, en este hay un puñado de buenas canciones ("In a Drawer", "Casual Party", las que abren y cierran, y alguna más...), que lamentablemente conviven otras demasiado insulsas.

Y como me siento generoso, hoy os dejo con dos canciones para disfrutar. Vamos con Richmond Fontaine y con las maravillosas Case/Lang /Veirs.







13/06/2016 - ¡Llegan Car Seat Headrest!

¡Así es! Quizá algo pasado de minutos, también podría parecer excesivo por momentos... ¡Nada! "Teens Of Denial", el artefacto de Car Seat Headrest para este 2016, es un verdadero discazo que recuperando lo mejor de la tradición del rock independiente y alternativo de los años 80 y 90 suena fresco, vitamínico, adictivo e inspirado. Aquí no hay copia, revival ni nostalgia gratuita. Esto es auténtico y apasionado. Un verdadero disfrute rayano en la perfección y serio candidato a ocupar podio a final de año. Mención especial para el homenaje a los nunca suficientemente reivindicados The Cars.

Aquí una muestra: "Drunk Drivers/Killer Whales"


Bandcamp

27/05/2016 - PJ Harvey, Nothing, The 69 Eyes...

Cuatro nuevas entradas desde que actualicé la lista por última vez (y no me voy a enrollar porque, la verdad, hace tiempo que no tengo ganas de escribir): PJ Harvey con "The Hope Six Demolition Project" (no me enganchaba a Polly Jean desde su ya lejano y abrasivo "Uh Uh Her", del que el presente es muy diferente, pero casi igual de bueno). El shoegaze ardiente y preciosista destilado en "Tired Of Tomorrow", de mis esperados Nothing (algo así como el reverso distorsionado de lo último de Wray). El descubrimiento de los veteranísimos The 69 Eyes y su sonido gótico ochentero deudor de The Sisters Of Mercy, The Cult, Iggy Pop o el Bowie de "Scary Monsters"... nada nuevo bajo el sol, tan solo un puñado de buenas y adictivas canciones (... y por eso mismo está en la lista). Y por último, más no menos importante, el exuberante peinado afro de Esperanza Spalding (¡cómo me gusta!) y la maravillosa fusión jazz/rock de "Emily's D+Evolution". Una delicia y una deuda pendiente saldada para servidor. En fin, estás han sido las incorporaciones a la lista a lo largo del último mes. Hasta pronto. Os dejo con la "Dolce Vita" de The 69 Eyes.


Nuclear Blast

19/4/2016 - El etéreo shoegaze de Wray

Dejemos lo bueno para el final. Antes, un par de descartes con decepción incluida. "New Misery" de Cullen Omori no es un mal disco, al contrario, sus canciones de pop psicodélico y melodías coloristas se dejan escuchar con bastante agrado, sin embargo  tampoco pasan de ahí, y para eso, la verdad, prefiero escuchar alguno de los trabajos de sus extintos Smith Westerns al que este se parece pero en peor. Lo de Woods es otra cosa, cuando me enteré de que sacaban disco, dados los maravillosos antecedentes se su anterior "With Light & With Love" me las prometía muy felices... pero lo cierto es que este "City Sun Eater In The River Of Light" de 2016 me ha decepcionado. Dejémoslo ahí.

Ahora, lo bueno, y nunca mejor dicho, porque Wray han firmado con "Hypatia" un disco que a lo largo de poco más de media hora flota, o mejor dicho, te hace flotar placenteramente, entre las ondas del dream pop y el shoegaze más vaporoso de la mano de unas canciones que llegan cargadas de suave distorsión y melodías ensoñadoras,  de marcadas líneas de bajo y de una repetición de esquemas que, lejos de convertirse en monotonía, supone entrada en trance y olvidarse del tiempo. Un disco cargado también de referencias ochenteras y noventeras, me vienen enseguida a la cabeza bandas como Slowdive Mojave3, ecos de Yo La Tengo o los Trembling Blue Stars de "November Starlings", pero quizá también otras menos obvias aunque también reconocibles, como The Cure, unos J&MC etéreos y velvetianos en plan "Sunday Morning", o incluso a unos Sonic Youth practicando noise vaporoso descargados de todo atisbo de mala leche punk. En fin, un disco que bebe de un pasado glorioso sin dejar de ser contemporáneo. Ante todo, una deliciosa joya pop que presiento ha llegado a este top 20 para quedarse.

Esto es "Hypatia", cortesía de Communicating Vessels.




10/4/2016 - ¡Bob Mould!

Hüsker Du vino después. Primero fue "Copper Blue", el discazo de Sugar en 1992, el que me introdujo en el universo de Bob Mould. Recuerdo la primera vez que escuché "A Good Idea" en Radio3, al principio pensé que era una nueva canción de los Pixies, pero no tardó el locutor en sacarme de mi error, descubriéndome con ello a otro genio desconocido de los años ochenta. La sensación que me produjo el descubrimiento y la escucha de "Copper Blue" (aun recuerdo la primera vez que pinché el disco, la cara de idiota que debía de tener mientras repetía a cada rato "coño... coño... pero coño... ¡qué bueno es esto!"... Aunque reconozcamos también que esa escena era algo que se repetía con no poca frecuencia a lo largo de los años noventa...), esas guitarras sucias y afiladas que desprendían chispas mientras acompañaban a unas melodías tan perfectas como pegadizas, y esa, ahora ya inconfundible, voz de Bob Mould... Es la misma sensación que me transmite este maravilloso "Patch The Sky" de 2016, con joyas del calibre de "Hold On", "Pray For Rain", "Lucifer And God" o "Black Confetti": esto es lo mío, escuchar estas canciones es como estar en casa.

Hold On...




2/4/2016 - Muchas novedades

Iniciamos abril con nuevas entradas en la lista y algún que otro descarte. Concretamente tres álbumes que se colocan dentro de los diez primeros y un descarte que no puedo llegar a llamar decepción. Empecemos con las primeras. Ya decía el otro día  que el disco de Ray LaMontagne prometía, y vaya que si lo hacía. El bueno de LaMontagne ha unido fuerzas con Jim James en labores de producción para sacarse de la manga un experimento de folk rock progresivo con toques psicodélicos y ecos setenteros que me ha ganado por completo. De la mano de su aterciopelada voz aguardentosa el disco te sumerge apaciblemente a lo largo de sus ocho canciones en una atmósfera etérea y envolvente de la que no sales hasta la última nota, casi como en un suspiro, un muy placentero suspiro. Por el camino, riffs de reminiscencias casi stoner, ecos de Pink Floyd y deliciosos pasajes de la mejor americana. Un proyecto que alterna en las voces a John García y a Sera Timms ya de entrada es más que atractivo, si a los mandos tiene a un tipo como Gary Arce (Yawning Man) y compañeros de viaje como Robby Krieger (The Doors), la cosa ya es bastante más que prometedora. Todo eso y más es Zun, y "Burial Sunrise" su hipnótico y lisérgico disco de presentación en clave desert rock. Pero no nos engañemos, aquí no hay riffs, lo que hay es pura atmósfera de la mano de una guitarra exploradora de sonidos y efectos por el lado mas sosegado y relajante del espectro, y una sección rítmica que lleva el tempo de unas canciones (por ese lado lo veo como una especie de perfecto complemento del "Post Pop Depression"sobre las que unas voces que parecen caricias circulan entre efectos, citares y tonos bajos como una suave brisa en la noche del desierto. Cautivador. Y por último, quién me lo iba a decir... ¡Kula Shaker! No me lo esperaba a estas alturas, pero "K2.0" es un verdadero discazo. No me voy a extender ahora sobre él, ya lo haré en otra edición de la entrada, solo decir que manteniendo sus señas de identidad de aires psicodélicos con toques hindúes, han facturado un trabajo muy variado (detecto bastantes ecos beatlelianos) plagado de canciones sorprendentemente buenas. Lo repito: un discazo.

Y aunque no suelo hablar de lo que no me gusta, haré una excepción y diré que el "White Album" de Weezer, no me ha gustado nada. No diré que me ha decepcionado porque nunca he sido un gran seguidor de Rivers Cuomo y los suyos, pero entre una buena canción de power pop melódico y juvenil, y una ñoñería de radiofórmula para adolescentes hay una línea demasiado delgada que a mi parecer el susodicho traspasa en demasiadas ocasiones. Descartado.

Mientras tanto, espero con ganas echare el oído a lo nuevo de Bob Mould.

22/3/2016 - Nada Surf y M. Ward. Reivindicamos a The I Don't Cares

Hoy quiero felicitarme por haber hecho caso de la recomendación de my friend Johnny escuchando el  nuevo disco de Nada Surf. "You Know Who You Are" es un disfrute, power pop melódico de muchos quilates, con singles instantáneos como "Cold To See Clear", hermosas baladas poperas ("Believe You're Mine"), brío guitarrero ("You Know Who You Are"), luminoso power pop ("Out Of The Dark") o, sencillamente, canciones perfectas, auténticos caramelos como "Friend Hospital" y "Animal". Por todo esto, lo nuevo de Nada Surf  entra con todo derecho en la lista de mis discos favoritos en lo que llevamos de año. Algo parecido debería decir de "More Rain", disco con el que M. Ward también lo borda gracias a un puñado de buenas canciones como "Confession", "Girl From Conejo Valley", "Slow Driving Man" o "Temptation", en las que alterna con su habitual elegancia su sonido de ensoñador indie folk, con momentos de mayor vivacidad eléctrica y roquera. Otra delicia para mi lista.

Por lo demás , las posiciones de la lista siguen cambiando, y en este caso quien más sube son The I Don't Cares, y es que cada vez que escucho el maravilloso "Wild Stab" tengo ganas de subirlo un puesto... Una gozada. Y "Ouroboros" está ahora en mis oídos, el experimento de rock progresivo de  Ray LaMontagne está resultando ser un discazo... al tiempo.

Os dejo con The I Don't Cares!



13/3/2016 - Llega "Post Pop Depression", el último disco de la iguana

Bueno, bueno , bueno... "Post Pop Depression" ya está en la lista. Confieso que me he tenido que currar el disco de Iggy, su ritmo marcado y machacón no es fácil de digerir en las primeras escuchas, hace falta darle tiempo y, como digo, currárselo; pero lo que está claro es que el esfuerzo y la dedicación tienen premio y gordo. Lo de Iggy Pop al final resulta ser un discazo plagado de buenas canciones, especialmente alguna de ellas que puede estar entre lo mejor que ha hecho nunca ("Paraguay"). Creo que lo que más destaca a lo largo de todo el disco es una omnipresente base rítmica realmente infecciosa a cargo de un QTSA y un Artic Monkeys que parecen haber tocado juntos toda la vida... alucinante y adictivo en cuanto de sumerges en su onda. Por lo demás, la chulería de Homme a la guitarra es un valor seguro y los ecos de su banda se aprecian especialmente en temas como "American Valhala", aunque mis favoritos son aquellos que tienen cierta impronta Bowie como "Gardenia" y el impagable "Paraguay", y también  la preciosa "Chocolate Drops" y especialmente la chulada infecciosa, contagiosa y bailable de "Sunday", donde toda la banda se luce (situada por cierto muy inteligentemente justo a mitad de disco para desatascar cualquier posible tapón). Dice Iggy que es su último disco, si es así, se despide con un verdadero triunfo. De momento está en el quinto puesto, pero presiento que es un trabajo que con las escuchas solo puede seguir subiendo. 

Otra entrada es la de Violent Femmesfestivos, divertidos, contagiosos desde el primer momento... casi parece que fue ayer que grabaron "Hallowed Ground"... aunque no, no exageremos, digamos que es un buen disco, con un temazo para el recuerdo: "Issues", y un puñado de canciones que se escuchan en un suspiro, a destacar la preciosa "What You Really Mean", la que abre, poderosa "Memory", y una debilidad llamada "Big Car"

Ya que estamos, os dejo con "Sunday", cuidado que es adictiva:




7/3/2016 - Iniciamos la lista con Bowie y Lucinda en el top... ¿Hasta cuándo?

Hasta ahora lo de Lucinda me parece lo más, creo de verdad que estamos ante su obra cumbre, por encima de "Essence" y "Car Wheels...", aunque no sé si muchos estarán de acuerdo conmigo. El caso de Suede  ha sido toda una sorpresa, hacía muchos años que había dejado de seguir a la banda de Brett Anderson, pero una buena crítica y cierta corazonada me animaron a escuchar este disco... y fue puro amor a primera vista. Lo encuentro soberbio, intenso, profundo, luminoso, sentido, total y pletórico; desde los días de su lejano debut no había vuelto a sentir algo así con Suede, la urgencia y la rabia juvenil han dado paso a la sabiduría y un poso de madurez, pero no han perdido un ápice de intensidad en ese largo camino. Camino que con muy buen pie están empezando Savages, que de momento están superado con "Adore Life" las cojonudas sensaciones que me dejaron con "Silence Yourself".  Frente a aquel oscuro, incómodo y abrasivo debut, este me parece un trabajo más centrado y homogéneo ¿También más accesible? Quizás. Las referencias, Joy Division, PJ Harvey, Patti Smith, Elastica... Las canciones, redondas, sin desperdicio. Y ese es el punto. Como tampoco tienen el más mínimo desperdicio las canciones de "Wild Stab", la maravillosa orgía de guitarras y melodía de Paul Westerberg y Juliana Hatfield, que con The I Don't Cares recuperan la mejor tradición de aquellos maravillosos últimos 80 y primeros 90, con cuya música vibramos en su día los que ahora estamos bien metidos en la cuarentena. Y qué decir de The Cult, bueno, pues es el que menos he escuchado hasta ahora, pero, oiga, me enganchó a la primera cuando menos lo esperaba. Lo cierto es que el anterior trabajo, en contra del sentir de la mayoría, a mí me había dejado, como poco, bastante frío, por lo que mis expectativas ante este nuevo intento eran escasas, pero, mira tú por donde, Asbury y Duffy me han tocado la fibra, y todavía no sé muy bien por qué... el caso es que ahí están, de momento, figurando y sonando de maravilla en esta incipiente lista.

En fin, no quiero hablar de Bowie, sólo decir que vaya magistral y putoámica manera de despedirse, arriesgando hasta el último día, llevando al límite el inconformismo, siempre en busca de ese algo más con el que manifestar su genialidad... y vaya que si lo ha conseguido. Ante tamaña despedida a uno sólo le queda elevar los ojos y decir solemnemente: Padre Bowie que estás en los cielos, o en Marte, o donde quiera que te hayas ido... descansa en paz, si esa es tu voluntad, pues, por lo menos aquí abajo, te lo has ganado a pulso... o, hágase también tu voluntad, y únase tu estrella a todas las demás y sigue acaso explorando las infinitas posibilidades del universo... Quizá algún día te veamos brillar allá arriba como lo hiciste aquí abajo.

viernes, 21 de octubre de 2016

EL PREMIO DE BOB DYLAN REVISITED


Vaya por delante que no es que uno tenga un gran aprecio por el premio Nobel ni, como amante (que no conocedor exhaustivo de su obra) de las canciones de Dylan, crea que His Bobness necesita este tipo de reconocimientos. Sin embargo, como sabemos también todos los que apreciamos esa obra y lo que ésta ha hecho por nuestras vidas, creo que cualquier reconocimiento que se haga el genio de Duluth es poco y está bien merecido.

Un problema del Nobel de Literatura, que no tienen los de ciencias, es que (por aquello de que alguno de los premiados nos suena) cualquier idiota (yo el primero) tiene una opinión sobre él y además se atreve a manifestarla sin temor a hacer el ridículo, ya que la mayoría de gente sabe "tanto" como el que opina, es decir, muy poco, casi tan poco como lo que el común de los mortales podemos saber acerca de matemáticas, física, química, medicina o economía. Lo que ocurre es que, mientras en estos casos la gente, consciente de su propia ignorancia, permanece calladita, en el de la literatura no se tiene esa percepción y todos se lanzan alegremente a soltar chorradas; al fin y al cabo quien más quien menos sabe leer e incluso ha leído algunos libros...

He leído muchos comentarios y opiniones desde que se anunció la concesión del premio, y la verdad es que las reacciones negativas son casi tantas (y cualitativamente algunas de mucho peso) como las positivas. Sin embargo, algo que me ha llamado poderosamente la atención, es que muchas de esas opiniones críticas se basan simplemente en negar la condición de literatura a las composiciones de Dylan. Su argumento es simple y efectivo: Bob Dylan no ha escrito libros y por tanto no es literato. Bien, yo soy el primero que piensa que ni el mismo Dylan debe de verse a sí mismo como un literato, pero el caso es que sus creaciones están ahí, escritas, y la pregunta que nos debemos hacer es si, por el hecho de no encontrarse en libros, se puede negar la condición de Literatura (no hablo de buena o mala) a esos escritos. Yo soy de la opinión de que no, no se le puede negar esa condición, independientemente de la finalidad con que el autor escribiera esos textos y del soporte físico en que se encuentren, y por ello creo que esas composiciones sí pueden entrar en la esfera de un reconocimiento literario. ¿Y qué es lo que se reconoce en un premio literario como el Nobel? Lo que se reconoce no es el formato físico en el que se halla la literatura, sino su contenido, el texto, es decir la propia creación literaria. Así que, es cierto que Dylan no tiene sus textos en libros, sino en el interior de fundas de discos… pero sus creaciones están ahí, y es eso lo que, con tino o sin él, ha premiado la academia sueca... ante la incomprensión de un amplio sector del mundillo literario. De esta manera uno echa en falta críticas que digan, por ejemplo: “Vale, Dylan escribe, pero lo que escribe es una mediocridad que no merece ser considerada buena literatura y mucho menos un premio Nobel”, puedo compartirlo o no, pero ahí ya entraríamos en ese plano de crítica literaria en el que muchos críticos, sencillamente, se niegan a entrarY eso en mi opinión es un error.

 ¿Entramos muy superficialmente en el plano literario del asunto? Bien, ahí voy:


¿Concesión de Nobel de Literatura a Bob Dylan? Hombre, entiendo que puede resultar muy chocante y que a más de uno le pueda parecer injusto o incluso una mamarrachada (como a mí el de la paz, habitualmente), pero creo sinceramente que en la mayoría de estos casos se trata de personas que no han profundizado mínimamente en su obra, y cuando hablo de profundizar no hablo de escuchar sus canciones y disfrutar de su música (que deben de ser millones, muchos de los cuales tampoco entenderán el premio), sino de ir más allá y meterse en sus textos y en sus versos, de sentirlos, de "vivirlos", de aprender de ellos, de vivir con ellos e incluso gracias a ellos... Porque en este caso no se trata sólo de saber algo de literatura, sino de saber también algo acerca de Bob Dylan, y creo que es aquí en donde cometen su error muchas de las personas que, entrando en el plano literario, critican o incluso ridiculizan esta concesión del Nobel: opinan sin saber de lo que hablan. Y aunque alguien podría pensar que al escribir esto me puede mi pasión de fan, creo sinceramente que no es así, sino que lo digo con toda la objetividad. Y con esa objetividad afirmo que Bob Dylan es indiscutiblemente y con diferencia el mejor escritor de canciones de la historia y también uno de los mejores compositores. Y no creo que nadie, ni los que lo critican (exceptuando a algunos ignorantes), lo ponga en duda ¿Que esto justifica la concesión de un Nobel de Literatura? Bien, ahí se puede discutir, pero en mi humilde creo que Bob Dylan ha llevado un género menor y poco reconocido como es la canción a un plano de verdadera altura literaria y pocos escritores han logrado conmover e incluso cambiar con sus escritos la vida de tantos millones de personas como lo ha hecho Bob Dylan con los textos de sus canciones.  Por tanto, SÍ, CREO QUE BOB DYLAN MERECE ESTE RECONOCIMIENTO, no menos que otros que lo han recibido antes qué él, ni por supuesto más que otros que aun no lo han hecho. 

Para terminar esta aburrida disertación (y antes de empezar con lo bueno), decir que toda esta polémica me ha hecho pensar que si existiera un Nobel de las Artes, pocos artistas en el mundo lo merecerían más que Bob Dylan y también creo que nadie en el mundo se atrevería a discutirlo. Con lo que mi conclusión final sería que, si no existiera un Premio Nobel que se le pudiera conceder a Bob Dylan, ya tendrían que haberlo inventado.

Y ahora, sin intención de hacer apología, sino simplemente porque me gusta la música, me despediré con algunas de sus canciones (y fragmentos de sus textos, aprovechando la coyuntura), ninguna de las cuales formaba parte de la lista por entregas que hace unos años hice de mis 10 favoritas de Dylan, porque esas 10 podrían haber sido perfectamente 50 y probablemente me habría quedado corto. A disfrutar.



Oh, what did you see, my blue-eyed son? 
And what did you see, my darling young one? 
I saw a newborn baby with wild wolves all around it, 
I saw a highway of diamonds with nobody on it, 
I saw a black branch with blood that kept drippin', 
I saw a room full of men with their hammers a-bleedin', 
I saw a white ladder all covered with water, 
I saw ten thousand talkers whose tongues were all broken, 
I saw guns and sharp swords in the hands of young children, 
And it's a hard, it's a hard, it's a hard, and it's a hard, 
It's a hard rain's a-gonna fall. 

Copyright © 1963 by Warner Bros. Inc.; renewed 1991 by Special Rider Music



Nobody feels any pain
Tonight as I stand inside the rain
Ev’rybody knows
That Baby’s got new clothes
But lately I see her ribbons and her bows
Have fallen from her curls
She takes just like a woman, yes, she does
She makes love just like a woman, yes, she does
And she aches just like a woman
But she breaks just like a little girl


I just can’t fit
Yes, I believe it’s time for us to quit
When we meet again
Introduced as friends
Please don’t let on that you knew me when
I was hungry and it was your world
Ah, you fake just like a woman, yes, you do
You make love just like a woman, yes, you do
Then you ache just like a woman
But you break just like a little girl


Copyright © 1966 by Dwarf Music; renewed 1994 by Dwarf Music

  

When you’re lost in the rain in Juarez
And it’s Eastertime too
And your gravity fails
And negativity don’t pull you through
Don’t put on any airs
When you’re down on Rue Morgue Avenue
They got some hungry women there
And they really make a mess outta you

Sweet Melinda
The peasants call her the goddess of gloom
She speaks good English
And she invites you up into her room
And you’re so kind
And careful not to go to her too soon
And she takes your voice
And leaves you howling at the moon

I started out on burgundy
But soon hit the harder stuff
Everybody said they’d stand behind me
When the game got rough
But the joke was on me
There was nobody even there to call my bluff
I’m going back to New York City
I do believe I’ve had enough


Copyright © 1965 by Warner Bros. Inc.; renewed 1993 by Special Rider Music




They sat together in the park
As the evening sky grew dark
She looked at him and he felt a spark tingle to his bones
’Twas then he felt alone and wished that he’d gone straight
And watched out for a simple twist of fate

He hears the ticking of the clocks
And walks along with a parrot that talks
Hunts her down by the waterfront docks where the sailors all come in
Maybe she’ll pick him out again, how long must he wait
Once more for a simple twist of fate

People tell me it’s a sin
To know and feel too much within
I still believe she was my twin, but I lost the ring
She was born in spring, but I was born too late
Blame it on a simple twist of fate



Copyright © 1974 by Ram's Horn Music; renewed 2002 by Ram’s Horn Music




Señor, señor, do you know where we’re headin’?
Lincoln County Road or Armageddon?
Seems like I been down this way before
Is there any truth in that, señor?

Señor, señor, do you know where she is hidin’?
How long are we gonna be ridin’?
How long must I keep my eyes glued to the door?
Will there be any comfort there, señor?

Well, the last thing I remember before I stripped and kneeled
Was that trainload of fools bogged down in a magnetic field
A gypsy with a broken flag and a flashing ring
Said, “Son, this ain’t a dream no more, it’s the real thing”


Copyright © 1978 by Special Rider Music


Canciones:
1. A hard rain's a-gonna fall (The Freewheelin' Bob Dylan, 1963)
2. Just Like A Woman (Blonde On Blonde, 1966)
3. Just Like Tom Thumb's Blues (Highway 61 Revisited, 1965)
4. Simple Twist Of Fate (Blood On The Tracks, 1975)
5. Senor (Tales Of Yankee Power) (Street Legal, 1978)